España va bien (baita Hego Euskal Herria ere!)

Juan Laborda-ren España, país enfermo1

Sorry erdara batuan, gehi patria, gehi España gora eta behera… baina España-ren ordez jarri Hego Euskal Herria eta segi irakurtzen…

¿Cómo se puede definir un país donde uno de cada cuatro jóvenes que trabaja lo hace para ser pobre?

España es un país enfermo. Y su dolencia ha devenido en endemia. Por endemia entendemos una enfermedad que se produce en una población concreta con carácter permanente, sin necesidad de que se introduzcan nuevos agentes causantes de la misma en esa población. Y la endemia patria afecta a nuestra población joven, sin futuro, destrozada, fulminada, humillada por nuestras élites políticas y económicas, con la colaboración inestimable del resto de la ciudadanía. Pero a las élites les da igual, su voto se nutre básicamente de esa franja de edad de la población, creciente, cuyas pensiones se empiezan a pagar con la emisión de deuda pública.

¿Cómo se puede calificar un país donde menos de dos de cada diez jóvenes se marcha de casa de sus padres para vivir por su cuenta?

El Observatorio del Consejo de la Juventud

El Observatorio de Emancipación del Consejo de la Juventud de España (CJE) correspondiente al tercer trimestre de 2014 ofrece un abanico de datos que debería ruborizar a nuestra clase política, especialmente a quienes nos han desgobernado en los últimos 30 años. Pero no se preocupen, tienen piel de reptiles.

El 92,2% de las nuevas contrataciones realizadas a jóvenes de 16 a 29 años fueron de carácter temporal

Empecemos por unas breves pinceladas sobre el mercado laboral. Los datos del Servicio de Empleo Público Estatal (SEPE) indican que el 92,2% de las nuevas contrataciones realizadas a jóvenes de 16 a 29 años fueron de carácter temporal, mientras que los contratos indefinidos sólo fueron el 7,8%. En materia de empleo, la precariedad, la temporalidad, la subocupación y sobre-cualificación caracterizan las condiciones laborales de nuestra juventud, donde la tasa de paro de los menores de 25 años supera el 52,4%. El 41,7% lleva menos de un año en la empresa actual y uno de cada cuatro tiene una jornada inferior a 35 horas semanales. Imagínense cuál sería la tasa de paro ajustada por precariedad, temporalidad, y jornada parcial no deseada (la famosa tasa de paro U6 utilizada en otros países). Al final las distintas reformas laborales no han valido para nada, simplemente para pauperizar a nuestros jóvenes.

Además de la precariedad laboral, el segundo elemento de pauperización de nuestra juventud es la vivienda. Según los datos del Observatorio de Emancipación una persona joven debería destinar el 57,9% de su salario para poder adquirir una casa en propiedad y debería cobrar 4,1 veces su salario para hacer frente al importe de la entrada de una vivienda en régimen de compraventa. Si se opta por el alquiler, una persona joven necesita el 69,3% de su sueldo para hacer frente a la cuota mensual. Con un salario medio que ronda los 800 euros, la compra, y aún más el alquiler, están por encima del llamado ‘umbral de sobreendeudamiento’ que las propias entidades bancarias fijan en el 30% de los ingresos de la persona. Con estos datos, sólo el 10% con mayores salarios de la juventud trabajadora puede comprar una vivienda sin riesgo de sobreendeudamiento.

Reflejo político, y propuestas alternativas

Con esta triste realidad, ¿cómo es posible que los partidos que se han turnado los últimos 40 años no se hayan desgastado todavía más? Básicamente porque mientras destrozaban, por un lado, con sus políticas económicas, a los jóvenes este país; por otro lado, con buen ojo político, apenas han tocado a ese grupo cada día mayor de potenciales votantes, los mayores de 65 años. Como ya detallamos en su momento, la Encuesta Financiera de las Familias muestra, tanto en términos de renta como de riqueza, como la crisis, en un análisis por edades, se ha cebado con los más jóvenes, pero “ha respetado” la posición de los mayores. La renta y riqueza de este último grupo no se ha visto en términos medios menguada.

¿Cómo es posible que los partidos que se han turnado los últimos 40 años no se hayan desgastado todavía más?

Mientras que la renta de los hogares jóvenes, aquellos cuyo cabeza de familia cuenta con menos de 35 años, descendió un 22,5% entre 2011 y 2014 –recordemos que ya gobernaba el actual ejecutivo-; la renta de los jubilados en ese mismo período aumentó un 11,3%. En términos de riqueza, la situación es todavía más dramática. En los hogares cuyo cabeza de familia cuenta con menos de 35 años la riqueza se hundió un 46%. Sólo tienen deudas. Por contra, los únicos que se salvaron de esta caída, por tramos de edades, fueron los hogares cuyo cabeza de familia tiene entre 65 y 74 años. Su riqueza aumentó un 11,7%.

Con estos datos no quiero decir que los pensionistas sean los responsables directos de la situación de sus hijos y nietos. Las razones hay que buscarlas en las políticas económicas implementadas por los gobiernos de turno, y en la ausencia de un sector privado con suficiente músculo para generar el empleo suficiente. Las soluciones ya las hemos discutido aquí: teoría monetaria moderna y su propuesta de empleo garantizado; subida del salario mínimo; el establecimiento de un impuesto sobre la renta del suelo a “lo Henry George”, mientras que bajamos los impuestos al resto de factores productivos y, sobretodo el IVA; el desarrollo [de]una política pública de vivienda que hunda los alquileres y precios de la vivienda patria; y, en el medio plazo, una vuelta a la industria, lo que algunos denominan eufemísticamente cambio de modelo productivo.

La paga extra de los pensionistas de este año se ha financiado con la emisión de deuda pública

Como ustedes pueden comprobar en ningún caso propongo una rebaja de las pensiones, todo lo contrario, pero si no se cambia radicalmente de política económica no les quepa ninguna duda que dicho recorte ocurrirá, y la pauperización se extenderá a toda la ciudadanía. Simplemente un dato, la paga extra de los pensionistas de este año se ha financiado con la emisión de deuda pública. ¿Hasta cuándo?

Bai, Hego Euskal Herria (Baskongadak gehi Nafarroa) gaixorik dago… oso gaixorik.

Warren Mosler-ek dioenez, langabezia gizateriaren aurkako krimena da. Hortaz, aldagai ekonomikorik garrantzitsuena langabezia tasa da eta horren barruan gazteen langabezia tasa, noski.

Beraz, atera ondorioak!


Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude

+ 47 = 54